Cómo limpiar un sofá

como-limpiar-sofa

¿Quién no disfruta de ver películas relajado en su sofá preferido con un rico aperitivo? La mayoría de personas disfrutamos de este placer, sin embargo, con el pasar del tiempo el material con el que está fabricado el sofá se empezará a ensuciar y no se verá tan bonito como el primer día que lo compraste. Por ello, necesitas saber cómo limpiar un sofá y que debes hacer si se te mancha con algún líquido u otra sustancia.

Razones por las que debes limpiar un sofá

  • El roce de la ropa, los pelos de tu mascota, el polvo que se encuentra el ambiente, entre otros, puede hacer que el sofá se convierta en un coladero continuo de partículas que son nocivas para tu salud y la de tu familia.
  • La tapicería y el relleno de los sofás, están compuestos por materiales que de manera progresiva absorben los olores. De modo que, si pasas mucho tiempo sin limpiarlos puede ser que empiecen a oler mal.
  • Además, de ser un dispensador continúo de gérmenes y bacterias que producen asma y alergias. Si están sucios darán un aspecto feo a tu salón, ya que, la suciedad hará que los colores se vean apagados y la tapicería se empiece a ver deslucida.

Algunos trucos de limpieza de los sofás

Pasar la aspiradora

Cuando vayas a realizar la limpieza del sofá de manera semanal, debes levantar los cojines que tiene y aspirar absolutamente todo, inclusive la base para que las partículas del polvo no se vayan acumulando. Luego de esto, debes limpiar toda la superficie con un cepillo suave humedecido con agua templada a fin de extraer todo el sucio.

Lavar las fundas del sofá

Antes de lavar las fundas en la lavadora, debes introducirla en la bañera bien cubiertas con suficiente agua y una buena cantidad de sal. De esta forma, los colores se fijarán bien y evitarás que se destiñan, debes lavarlo en un programa corto y con agua fría utilizando un jabón para ropa delicada. No debes agregarle suavizantes y tienes que dejar secar extendiendo bien todas las fundas para que no se deforme.

Limpiar las machas más difíciles

Antes de realizar una limpieza en húmedo debes limpiar las manchas, ya que, se confundirán al intensificarse el color de la tela y volverán a aparecer cuando este seca. Por otro lado, no debes aplicar calor para secar el tapizado puesto que puede ser perjudicial.

Pasos para limpiar un sofá de tela

  • En primer lugar debes pasarle una aspiradora a lo largo de toda la superficie del sofá y en las grietas a fin de eliminar el polvo.
  • Luego, si tiene alguna mancha utiliza un producto casero, podría ser un litro de agua, con medio vaso de vinagre o jugo de limón y una cucharada de bicarbonato de sodio. Pero, antes de hacer esto debes probarlo en una zona oculta del sofá a ver si funciona.

¿Cómo limpiar un sofá de piel?

Aspira con un cepillo de cerdas suaves

Debes asegurarte de limpiar toda la suciedad de las grietas, sino lo haces el sucio y el polvo pueden dañar la piel del sofá cuando limpies con una solución de limpieza.

Prepara una solución

Puedes hacerlo mezclando unas partes iguales de agua y vinagre blanco, de manera alternativa puedes mezclar unas cuantas gotas de limpiador de cuero en agua. Debes sumergir una toalla de microfibra en esa solución y escurrirla muy bien para que la toalla esté húmeda.

Limpia la piel del sofá y sécalo

Debes limpiar la piel con la solución que preparaste, para ello, debes empezar desde la parte de arriba y vas bajando. De esa manera, si pasas la toalla muy húmeda, el líquido no te chorreará desde lo alto. Por último, debes secar con una toalla limpia y suave.

Acondiciona la piel del sofá

Para ello, debes mezclar una parte de vinagre blanco y dos partes de aceite de lino o linaza, esta penetrará en los poros de la piel y la hidratará. Por otro lado, el vinagre permitirá que el sofá siga teniendo una elasticidad natural.

Diferentes tipos de manchas y productos que puedes utilizar para eliminarlas

Manchas de bolígrafo o tinta

Para quitar estas manchas de tinta de tu sofá, debes colocar leche templada en un bol y sumergir la punta de una toalla aplicando pequeños toques sobre la mancha. Esto es para que la leche pueda penetrar en el tejido y ablande la tinta, debes repetir este proceso cuantas veces sea necesario.

Manchas de vino

Este tipo de mancha es el más temido, de modo que si te ha ocurrido, puedes intentar eliminarla con papel absorbente en el momento en que ocurra. Pero, si han pasado algunos días debes frotar una toallita húmeda o utilizar un cepillo de uñas humedecido en agua jabonosa y dejarla secar.

Mancha de sangre

Para eliminar la mancha de sangre del sofá debes verter unas cuantas gotas de agua oxigenada sobre la mancha y con la punta de una toalla retira la suciedad con toques precisos para que no extiendas la mancha. Cuando ya solo quede el cerco, pasa sobre la mancha un cepillo de dientes con más agua oxigenada, a fin de difuminar los restos.

En definitiva, si tienes un sofá de tela o piel ten en cuenta todos estos pasos de cómo limpiar un sofá. Verás que lucirá hermoso, igual que la primera vez, cuando lo compraste.

Compartir en redes sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

siete + dos =